La gran búsqueda

Processed with VSCO with dog1 preset

¡Hola bohemios y bohemias de mis amores! Me alegra estar de vuelta hoy para escribiros un ratito. La verdad es que ojalá tuviera más tiempo, como os digo siempre, para estar en el blog con vosotros. Igualmente quiero que sepáis que responderé vuestros correos pronto y que poquito a poco me estoy poniendo al día. ¡Gracias por vuestra paciencia! Espero de todo corazón que os guste esta entrada y… ¡COMENZAMOS!





Nos pasamos siglos buscando; buscando la forma de ser felices, de sentirnos completos, de tener una razón por la que sonreír cada día. Sin darnos cuenta, a veces incluso sin ansiarlo, siempre queremos alcanzar esa plenitud interior. Pero, ¿qué pasa cuando no es así y todo va en nuestra contra?

Hay días en los que cuesta salir de la cama, levantarse y afrontar el día horrendo que se presenta con una sonrisa en nuestra cara, porque no podemos, porque no lo sentimos así. Y es entonces cuando nos hacemos preguntas, cuando intentamos ver qué es lo que nos falta para que ese día nos entusiasme.

Últimamente me siento así todos los días, costándome levantarme, pasando el tiempo mirando la absoluta nada, simplemente pensando en qué podría pasarme para que mi vida fuera la que quiero vivir todos los días. Pero la realidad es que nadie tiene la respuesta a la felicidad, porque al igual que hay días malos, hay días buenos, y todo ello va unido a momentos que los hacen mejores o peores.

Todos mis estados de ánimos han ido siempre unidos a imágenes, a momentos dolorosos o alegres de mi vida. Todo, absolutamente todo, me ha hecho ver mi día de una forma u otra. Es por ello que pasamos a los momentos, esos en los que algo se te remueve por dentro, en los que se te llena la boca de palabras que no sabes cómo ordenar en tu mente y expresarlo de una forma clara para sentirte mejor.

Por suerte tengo este querido blog, en el que nada más posar mis dedos sobre el teclado, es como escuchar mi melodía favorita, aprendida de memoria, y soltar todo lo que siento en completo orden.

Aunque parezca una larga introducción, así lo ha sido, porque lo que hoy os vengo a contar es lo mucho que me ha expresado desde siempre una serie en concreto; How I Met Your Mother. Como ya sabréis si me seguís desde hace tiempo, habré visto esta serie como 7 veces o más, siendo mi antídoto perfecto para cuando no encuentro cómo sentirme mejor. Y no os voy a engañar, también la he visto en momentos felices de mi vida, pero los malos resaltan en amarillo fosforito.

Entrando en detalle, se me pasan mil cosas que comentar de esta serie en particular, pero me quiero centrar en un personaje en concreto; Ted Mosby. Este chico que todo el mundo toma por loco en la serie, que vive por y para el amor, y a pesar de los mil tortazos que se ha dado, sigue buscando a su paraguas amarillo.

Os comento que en la serie aparecen 3 elementos importantes; las botas rojas, el corno francés azul y el paraguas amarillo. Después de esto me vais a tomar por loca, pero he leído muchísimas teorías acerca de ello e incluso está confirmado por los guionistas.

Las botas rojas significan todas las relaciones en las que Ted ha puesto todas sus ganas, todo su empeño, a pesar de que sabía cómo iban a acabar. Las botas rojas han sido todas las chicas por las que ha dado todo, y lo han dejado finalmente para darse cuenta por sí mismo que tu destino puedes crearlo o esperarlo, pero no forzarlo.

Si lo creas, tienes tu corno francés azul, con el que vas a a hacer mil locuras por conquistar a la persona que quieres tener en tu vida. A la que vas a recurrir siempre que tengas la oportunidad de sorprenderla y poniendo toda la ilusión en que podrás hacerla feliz.

Si lo esperas, te encontrarás con un paraguas amarillo el cual te acompañará en tu búsqueda, para luego desaparecer por un momento y volver a encontrarlo de la mano de tu destino, de la persona indicada.

Este último para mí es el significado más bonito y simplificado de lo que es el amor. Nunca he creído en el destino, pero todo lo que he hecho me ha llevado a tomar unas desiciones en mi vida que me han hecho conocer a unas personas u otras, y cada cosa que me ha pasado en mi vida me ha llevado hasta ahora. Y no sé si es destino, no sé qué es realmente lo que me está preparando este mundo. Solo sé que ahora mismo espero con todas mis ganas sentirme como Ted con Tracy, aunque más bien me siento como Ted cuando se iba a ir a Chicago, con cero esperanzas de que eso vaya a pasar pronto.

A veces no podemos forzar nada, y aunque nos duela, tenemos que dejar ir a quienes queremos para descubrir si volverá a ti porque es lo que estaba escrito en cierto modo.

Y ahora, en esta entrada tan extraña que he creado, os comparto un relato que escribí hace unas semanas. Espero de todo corazón que os guste y que me deis vuestra más sincera opinión.

Creo que acabo de encontrarme un paraguas amarillo imaginario y me lo voy a llevar a casa. En algún momento tiene que desaparecer y espero que él lo esté usando en un día de lluvia.

No puede ser que esto sea solo casualidad, aunque nunca he creído en el destino. Pero quiero entender la razón por la que me han puesto a este chico en mi camino. Tiene que haber un motivo.

El caso es que ahora mismo no sé qué pensar, hay demasiada confusión en mi cabeza en este momento. Si por algún motivo tenía que conocer a esta persona, ¿por qué no me corresponde?

Cuando lo miro a los ojos sé que no es una tontería, que no estoy equivocada y que por alguna extraña razón debo esperar. Pero cómo esperar a alguien que ha ido construyendo tu ilusión en mentiras. No mentiras, pero ocultando la realidad, jugando con la perspectiva.

Al principio todo parecía perfecto e indicaba que por fin el fabuloso destino me estaba poniendo en bandeja a la persona indicada, pero en un solo instante todo se desmoronó.

Ahora, mientras recuerdas su sonrisa mirándola a ella, te das cuenta que quizás él ya encontró su paraguas amarillo, o quizás solo está usando las botas rojas por un rato, o incluso en su día buscó un corno francés azul por ella. No lo sé.

Solo sé lo que siento ahora, y puede sonar devastador, pero tener que dejar ir a quien tanto tiempo has esperado no es nada fácil. Espero que merezca la pena, aunque finalmente no sea él, aunque al final todo fuera en vano, solo me queda esperar a mi ansiado destino.

Relato que seguramente solo entienda quien haya visto la serie HIMYM 💙

Así pues, hasta aquí la entrada de hoy. Un poco bastante larga, pero espero que merezca la pena. Me ha gustado mucho escribirla, porque es algo que tenía dentro y que quería compartir, por lo que como siempre, no dudéis en decirme qué opináis, ya sea por privado o en comentarios. ¡Un gran abrazo!

¡Sigo aquí! + Recomendaciones

A439BC48-EC8C-4DCB-98C9-48FE711282EF¡Hola bohemios y bohemias de mis amores! ¿Qué tal va todo? Espero que estupendamente. Por mi parte ya estaréis viendo que estoy completamente ausente, tanto en el blog como en redes sociales, pero últimamente siento que no tengo los pies en la Tierra, por falta de tiempo, de sueño, y de todo en general.

Hoy he decidido compartir con vosotros una reflexión en la que podríamos debatir como en los viejos tiempos, ya sabéis. Porque quién mejor que uno mismo para entenderse, soltar todo lo que le frustra e intentar buscar una solución a ese malestar, ¿no? Así pues, help me, please. ¡Comenzamos! 


Como ya sabéis, llevo viviendo en Reino Unido casi 6 meses. El caso es que he encontrado muy buenos amigos y un trabajo del que no me puedo quejar (aunque igualmente me quejo, porque soy así de quejica). Igualmente no encuentro la razón, pero no me considero feliz. Sé que no quiero volver a España, al menos por ahora, pero por otro lado los 4 días que pasé allí fueron geniales. Aun así, no sé si es que he cambiado para mal o hay algún fallo en mí, pero no consigo encontrarme bien al final del día. 

Creo que yo misma me he encerrado en una rutina que no me gusta nada, porque es madrugar para trabajar, trabajar y volver a casa a dormir. Así cada día, y aunque me obligo a hacer cosas que me gustan, como leer, hacer fotos, dibujar, salir a descubrir tiendas, entre otras cosas, me falta algo y no sé el qué. 

Sé que no soy la única persona en el mundo así, y que hay mayores problemas de los que preocuparse, pero queramos o no, nos centramos en nosotros mismos, porque al fin y al cabo, si no lo hacemos nosotros, ¿quién lo hará? Es por ello que me encantaría estar bien y buscar una solución a esto, porque por muchos momentos felices que tenga al cabo del día, me voy a la cama y solo estoy yo y mi mente pensando en que todo me puede. 

A parte de esta reflexión, que no quería extenderla mucho, quiero dejaros recomendaciones. Ya sabéis que me gusta recomendar libros, pelis, series, música… Y aunque esté más perezosa que nunca, he sacado tiempo para recopilar unas cuantas cositas. Así pues, espero que os gusten, que me recomendéis vosotros también algo y que me deis unos cuantos consejos, opiniones y demás.

Música: Clean Bandit – Out at Night

Película: Bohemian Rhapsody (no podía ser otra, señoritos/as)

Libros: Canción de Navidad/ A Christmas Carol

Series: Patrick Melrose

*Pequeña aclaración; no he visto la serie, pero he alucinado con el tráiler y ya sabéis que yo, fiel amante de todo lo referido a Sherlock Holmes, vivo enamorada tanto de Martin Freeman como de Benedict Cumberbatch (que por cierto, lo estuve apellidando Cucumber -pepino- como 2 años) y en cuanto he visto a este segundo señor mencionado, no he dudado en cotillear de qué trataba. Así que me voy a poner un capítulo y a ver qué tal. Os contaré por Instagram, como siempre.

¡Os quiero mucho! Un besote enorme. 

Although | Aunque

IMG_2971¡Hola bohemios y bohemias de mis amores! Hoy, después de siglo y medio sin hacerlo, os dejo con un texto que me apetecía compartir con vosotros. Lo he hecho en inglés también porque me apetecía cambiar un poquito ahora que vivo en Reino Unido. Es una forma de practicar y al mismo tiempo, hacer algo distinto. Espero que la semana os vaya genial e intentaré pasarme más por aquí, porque me encanta leeros, ya lo sabéis.

Así pues, os mantendré informados por redes, como siempre, de todo lo que os vaya trayendo por aquí y tal. Veremos a ver si os gusta este intento loco de volver a escribir y compartirlo con vosotros… ¡YA ME DIRÉIS! Un besote y… ¡COMENZAMOS!

Seguir leyendo

📚✉️ · Tag To All The Boys I’ve Loved Before + Recommended 😳

image-1¡Hola bohemios y bohemias de mis amores! Hoy os traigo algo rápido pero entretenido, a ver qué os parece. Con motivo de que estoy releyendo la trilogía de Jenny Han, más concretamente la que cuenta la historia de Lara Jean, he creado un tag. Sí, ya sé que hace poco hice un post sobre la review de la película y que parece una obsesión esto ya, pero iba a hacer una tanda de recomendaciones y prefiero hacer una mezcla de ambas ideas que tenía para hoy. ¡COMENZAMOS!

Seguir leyendo

📬📋Cómo colaborar con marcas📮📊

IMG_1576¡Hola bohemios y bohemias de mis amores! Hoy os traigo un post que espero que sea interesante para vosotros y, sobre todo, que os ayude mucho a ver las colaboraciones como algo “posible”. Más adelante explicaré por qué digo la palabra entre comillas, y es que lo que más me preguntáis son cositas con miedo a, ya que me parece que no lo veis como algo que vaya a pasar por X circunstancias. Aun así, espero que este post os deje todo claro y… ¡COMENZAMOS!

Seguir leyendo